Historia

Dos escuelas

En diciembre de 1875, el Padre Manyanet bajó nuevamente a Barcelona, acompañado de los religiosos Miguel Lledós, Buenaventura Mullol y José Vilanova. El obispo Joaquín Lluch les recibió con los brazo abiertos y el 1 de febrero de 1876 les confió las escuelas de la calle Poniente, 18 y San Fernando, 33, con clases diurnas y nocturnas que patrocinaba la junta diocesana para el fomento de la escuela católica.